martes, 21 de junio de 2011

II TRAVESÍA HOGUERAS DE SAN JUAN: EL INFIERNO

A mi entender perfecta organización por parte de RC7 para la travesía a nado de Hogueras de San Juan. Todo lo recaudado será entregado a la Asociación Española de Enfermos de Linfomas (AEAL). Si te apuntas a una prueba que encima tiene causas benéficas la recompensa personal es mucho mayor.

Y no se lo pusieron nada fácil a los organizadores, en primer lugar porque se levantó un viento de levante fuerte que trasformó el mar en un infierno, mucho oleaje y corrientes. Así que tomaron la decisión de retrasar la salida para ver si menguaba el estado del mar (la otra alternativa era suspender la prueba ya que se colgó la bandera roja en la playa con la consiguiente prohibición de baño). Al final se decide iniciar la travesía con 1hora de retraso. Muy valientes al continuar con la prueba a pesar de las condiciones marítimas, además de la prohibición de la policía local. Sí es cierto que hubo varias reuniones y avisos por parte de la organización sobre la peligrosidad y la posibilidad de retirada si alguien no se sentía preparado. Para compensar se recortó la prueba a una distancia de 1400m.

Tampoco nos lo pusieron nada fácil a los nadadores, había que lidiar con un mar enfurecido, con los azotes del mar en forma de olas y corrientes. Creo que fuimos muy valientes e incluso temerarios o insensatos si lo pensamos en frío.

Para ser mi 1ª travesía las condiciones del mar me daban un plus de canguelo, pero había que intentarlo y más después de ver el ánimo de los nadadores incluso avistar a una nadadora embarazada de varios meses con un buen bombo. Eso me dejó de piedra, si ella se tiraba al mar por qué nosotros no???


Salida después de la traca y corriendo nos metemos en el "infierno". En la salida me coloco con mi grupeta del Virgin (David, Pablo, Alberto, Iñigo, Kily...).

Llegar a la 1ª boya era una odisea por la rompiente de las olas, había que pasarlas a lo bestia, mejor por debajo que surfearlas porque te mandaban a tomar vientos.

Algún manotazo y patada, aunque no muchos porque estamos todos bastante separados intentando luchar contra el mar. Después cogemos la línea paralela a la costa con corriente a favor y en la que podemos disfrutar algo (salvo los que respiran siempre hacia el mismo lado que tragaron más agua que otros). En este tramo se nadaba rápido pero había que dosificar ya que la vuelta iba a ser un caos con el oleaje y corriente en contra. Damos la vuelta a la última boya y a luchar contra los elementos, tragar agua, no avanzar, brazear al aire y perder de la orientación. Cada cierto tiempo me sirvo del estilo braza para orientarme y poder coger aliento. No consigo enlazar ritmo constante aunque me guío por Javi (del club) que lo tengo delante todo el rato a la vuelta.
Por fin llegamos a la 1ª boya en la que se encara hacia la playa para terminar y con la sensación de haber conseguido una proeza. En este tramo se podía cabalgar alguna ola a lo surfer, pero en una de ellas rompe con tal fuerza contra mí que me hace dar la voltereta. No sé donde estoy, he perdido el gorro..:¿? Salgo a la superfície y veo mi gorro 4-5m aguas adentro. Sin pensarlo nada me meto a intentar salvar mi gorro super guay verde chillón para tener el recuerdo de la guerra. Con algunos problemas lo alcanzo y de nuevo hacia la orilla, en este retroceso me pasan 3 ó 4 nadadores pero lo importante era tener el gorro. 

Salgo del agua hiper contento, sintiéndome un guerrero de la peli 300, había sido una matanza en toda regla. De hecho hay varios abandonos por mareos.

Llego en una posición que es secundaria ya que ser finisher de esta travesía era el premio gordo, aún así muy contento con la posición 53 de 150 con un tiempo de 27 o 28' creo.

Mis amigos del Virgin muy bien, algunos delante, otros detrás pero todos motivadísimos por haber nadado en estas condiciones.

Seguro que el año que viene volveremos todos los que estuvimos para intentar disfrutar de un mar más calmado, como suele estar por estas latitudes.

El avituallamiento final con empanadas, cocas, fruta, dulces, bebidas isotónicas,... además una bolsa con crema solar, gafas de sol con funda (guauuu modelo cobra) pases gratis para el gym...

                                             Con Michel y Antonio (3º absoluto)

Todas estas aventuras, regalos, risas, comida y donación benéfica por sólo 15€,


no se puede hacer más con tan poco,

gracias a todos, en especial a RC7 por vuestro esfuerzo.

4 comentarios:

  1. Sin duda toda una experiencia..!! Luchar y mantenerse firme con el mar embravecido no está al alcance de cualquiera... El reto ha merecido la pena..!! Felicidades....!!

    ResponderEliminar
  2. Enhorabuena. En esas condiciones, ya nadar era complicado y acabar un reto muy grande, y lo conseguiste.

    Ahora a por la siguiente, no?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Maaaaaadre mía. Eso es valor y lo demás son tonterías. Si yo veo así el mar, todavía me están buscando en el interior de Albacete.
    Felicidades, mucho mérito el vuestro.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Por lo que cuentas fue épico, y con una muy buena posición, pero como dices lo importante era salvar el gorro, anda que...

    ResponderEliminar